Derrame

Inmoladme, sacrificadme, utilizadme.
usadme de escudo, matadme.
Pero nunca olvidéis que todo acaba;
aunque no tenga fin, acaba.
Incluso mi sangre.

Comentarios

Aplicación para Android

¿Quieres acceder a mis poemas y relatos en tu móvil? ¡Descárgate la aplicación de AnimaeCordis! Pincha en el símbolo para descargarla:



Saldrá "Vista previa no disponible". No importa, descárgalo y ejecuta el archivo desde tu dispositivo Android, ¡y listo!

Entradas populares de este blog

Monólogo autobiográfico

Amor de tormenta